Skip links

CORONAERÉNDIRA

Amigos, el silencio. Ese pinche discazo que sacó Caifanes en el 92. Ese se presenta cuando le preguntas a la chica que te gusta si te acepta un café acabando la cuarentena. Pero esta semana el silencio estuvo presente en los pasillos del hogar del presidente, Palacio Nacional. Y no me refiero a un silencio real, porque esos sabemos que no existen en tal hogar, dulce hogar.

Nos referimos al silencio del gobierno con respecto a un tema, que al igual que el escándalo naquisimo de Juan de Dios Pantoja y Kim… berly o no sé cómo se llame, debería ser algo personal, pero nos interesa a todos.

Ya que, oficialmente, ya tenemos el primer caso confirmado de COVID 19 en el gabinete del presidente, bueno, al menos el primero que les cachamos, la secretaria de Función Pública y esposa esposa del doctor doctor, Irma Eréndira Sandoval.

De acuerdo con un comunicado de la dependencia, el pasado lunes 20 de abril, la funcionaria recibió un diagnóstico positivo de Coronaviru y, con base a las recomendaciones médicas, desde los primeros síntomas se aisló y está en constante monitoreo médico, eso sí, sin dejar de atender, a través de vía remota, todos los asuntos correspondientes a su cargo.

Pero esto, al igual que Flor Amargo llegando a su camerino, todo huele muy mal. Y no, no nos vamos a burlar de la señora, al contrario, en serio deseamos que se mejore para que regrese a trabajar haciendo….pues… que las funciones… sigan siendo públicas y… todo eso que hace muy bien que la función pública funcione públicamente… muy verga eso.

Solo queremos hablar de 3 temas alrededor, el primero: ¿Por qué ocultarlo? Si, porque el gobierno sacó la información una semana después de saber el resultado, hasta que la noticia estalló.

Más o menos como cuando tronaste una materia y no quisiste decirle a tu papá, entonces le sacaste una fotocopia a las calificaciones, le pusiste liquid paper, te pusiste 7 porque un 9 estaba muy sospechoso también te conoces, le sacaste una fotocopia a ese mismo, y se lo entregaste a tu papá, pero tu mano estaba llena de liquid paper y pues, solo siguió el rastro unos metros y encontró tu pendejada. Pues asi, pero con el gobierno y la prensa.

Porque varios medios ya tenían la nota lista para publicarla, cuando el gobierno decidió publicarla antes para demostrar que ellos sí son buen pedo y bien confiables, como tú dándole el celular a tu novia después de borrar todo lo que te mandaron una noche anterior.

Segundo punto: ¿Con quiénes estuvo antes? Y no es que nos pongamos como novio celoso, pero sí es importante saberlo para seguir el rastro a posibles infectados.

Para empezar, su esposo John Ackerman y familia, quienes ya se hicieron el examen y salieron negativos, demostrando así que ni al coronavirus le interesa estar cerca de John Ackerman.

El 18 de abril, dos días antes de ser diagnosticada, se había reunido con la secretaria de Cultura, Alejandra Frausto, para cambiarle el nombre al FONCA a FONKIU, o algo así, el chiste es que el FONCA ahora es para los cuates del gobierno.

Pero donde se voló la barda fue un día antes de ser diagnosticada, donde se reunió con más gente que Jesús en la última cena, hasta parecía carne asada en Monterrey, y entre los invitados estaba Arturo Herrera alias el Zurris, y la titular del Conacyt, María Elena Álvarez-Buylla alias Pamela Juanjo.

Y como las indicaciones de quédate en casa  al parecer son para la perrada, horas después se reunió con los secretarios de Salud, el de la Defensa Nacional,  con Marcelo Ebrard y hasta Claudia Sheinbaum, entre otros funcionarios de primer y segundo nivel. Y no fue necesaria una investigación muy profunda, todas esas reuniones están en su twitter.

Horas después de sacar el comunicado, el terror de los cubrebocas, Hugo López-Gatell dijo que la filtración de información de la prueba de Irma Eréndira representaba “una violación a la ética del servicio público e indicó que se investiga el caso para sancionar al responsable de dar el pitazo”.

Y perdón pero para pitazos, (BLIPEADOTE Y CON MUCHAS SEÑAS) el que me cargo, por si no vieron las fotos, tremendo firulón, parece foca sin piel.

Y ese es el tercer punto: Si bien, es decisión de cada quién el anunciar si te infectaste o no, estamos ante una pandemia que entre más información tengamos, mejor, por el bien de todos. Claramente la prensa se enteró antes y por eso el gobierno decidió lanzar el comunicado, si no, no andarían investigando quien sacó la información, porque SABEN que los cachamos.

Esto no se trata de golpear al gobierno, se trata de que tengamos las cuentas claras. Entendemos que el gobierno cree que si su gabinete se enferma nosotros vamos a caer en desesperación y nos vamos a deprimir, pero pues yo no veo a nadie triste, será porque solo veo a Víctor. Así que, señora Irma Eréndira, que no le de pena decir que tiene Covid 19, pena tener un programa en un canal abierto y te dediques a lamerle las patas al presidente, saludos doctor Ackerman.

Leave a comment